La OCDE contra el fraude fiscal

En España ha pasado algo desapercibido: un informe de la OCDE con el sugerente título de “Acabar con el juego del fraude. Medidas enérgicas contra los profesionales que facilitan delitos fiscales y de cuello blanco”. 

En él se habla sobre que nos encontramos ante un contexto internacional en que los delitos fiscales son cada vez más sofisticados, y cuentan con la ayuda de profesionales legales y financieros. Este problema socava la confianza de la gente, además de generar inestabilidad y desigualdad en el sistema.

Acciones para hacerle frente:

1. Comprender el papel de los “facilitadores profesionales”, que podríamos definir de manera generalizada como intermediarios con conocimiento y papel específicos para facilitar la comisión de delitos fiscales por sus clientes.

2. Identificación de los “facilitadores profesionales”, es requisito indispensable que los países establezcan los parámetros de definición de dichos facilitadores para llegar a un consenso global, teniendo en cuenta que hay variantes legales según el país al que se refiere. Pero para ello primero hay que educar y concienciar a las personas sobre las amenazas y riesgos que suponen estos profesionales. 

3. Elaborar nuevos marcos legales y regulatorios, las jurisdicciones nacionales deben garantizar que los asesores realicen sus tareas de acuerdo con la ley, y penalizar a aquellos que deseen diseñar estructuras con el propósito de violarla. Para ello lo principal es la supervisión y la regulación.

4. Construir estrategias de disuasión, estas se establecen para hacer conocer las normas tributarias y las consecuencias de su incumplimiento. El Informe promueve dar la oportunidad de presentar a las autoridades detalles de cualquier comportamiento fraudulento previo, por medio de ofertas de indulgencia o descuentos en multas u obligaciones tributarias. Por contra, si no se informa de estos actos fraudulentos puede ser motivo de acciones penales o civiles. Además es importante mantener informada a la población sobre los resultados, y así reforzar la tributación justa y promover la confianza

5. Promover investigaciones efectivas, donde todas las Administraciones judiciales y tributarias trabajen en colaboración con otras agencias, tanto en su propia jurisdicción, como en otras a nivel internacional a través de distintos mecanismos. Los cuales pueden ser equipos conjuntos de investigación, centros de inteligencia interinstitucionales, adscripciones e interacción del personal, así como programas de capacitación.

En conclusión…

Según el informe de la OCDE, la eliminación del fraude fiscal es un tema que atañe a todos los estados del mundo. Estos deben trabajar conjuntamente, creando términos y normas comunes, que identifiquen los actos fraudulentos y los castiguen de forma ejemplar. Para que esto se lleve a cabo, la lucha contra el fraude debe ser un tema apremiante, y para ello, se deben desarrollar fuertes campañas que informen y alerten a los ciudadanos de las gravísimas consecuencias que estos actos provocan.

Recommend
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIN
Share
Leave a reply